viernes, 30 de agosto de 2013

Catálogo de trabajos incompletos (2003-2013)


“B sides and rarities”, así se le llama a los discos de descartes de muchos músicos y bandas. En esas antologías se incluyen las canciones que no aportaron al concepto de un disco o a brindar una energía sónica como la que se deseó. A veces se incluyen tomas de concierto, jams o maquetas para posibles temas. Este catálogo está construido como un “B sides and rarities” de mi imaginación. En él hay ideas para películas, obras de teatro o narrativa.

Las mallas del aire (2003)
Adaptación libre del cuento “Carta a una señorita en París” de Julio Cortázar. Guión escrito a cuatro manos con V. Las mallas del aire iba a contar la historia de Lucas y Sara, una pareja de tímidos excéntricos que sin mucha lógica comienzan a vomitar conejos. El mediometraje se llegó a filmar cámara V8 en mano, de manera apurada, sin budget o buen sonido. Solo se editaron cerca de tres minutos. Datos curiosos: había muchos diálogos acerca de Dustin Hoffman, una escena de una drag queen que cantaba a domicilio y una animación recurrente en la cual Lucas se tiraba de un edificio como en los créditos de la serie “Mad Men”. En el caso de Lucas, él se levantaba y seguía caminando. Este proyecto es lo que resulta cuando piensas que hacer cine es fácil, has visto muchas pelis del primer Godard y tienes un sentido del humor bien off.

El oeste celeste (2004)
Segundo proyecto abortado con V. En este caso una obra. Se trataba de una idea meta-teatral; una pareja nuevamente, esta vez de teatreros. Los personajes escribían, actuaban y auto dirigían una pieza acerca de un asesino a sueldo que se relaciona con una joven aniñada. A punto de estrenar, llaman a una pareja de críticos, quienes visitan su espacio de ensayo para ver el trabajo en proceso. Ninguno de los personajes logra congeniar. La obra dentro de la obra no gusta a los críticos, quienes sacuden la autoestima de los artistas. Sin aguantar mucho las críticas, los teatreros deciden vengarse de los críticos haciéndoles pasar una noche de tormentos. La pelota sádica corre por todos lados y al final no hay nadie que se salve de salir malherido. Aunque no parece por la descripción, era una comedia. Había momentos alegres de baile y canto.

Western 1 (2006)
Western 1 iba a ser un unipersonal. La idea era revisar el imaginario americano y utilizar el salvaje oeste para analizar mitologías de la vida diaria. La explosión criminal, los duelos y el sexo en los burdeles, se presentaría en pequeñas historias entrelazadas que de alguna manera reflejarían la vida en Puerto Rico. El proyecto era demasiado ambicioso para trabajarlo solo y terminó como un segmento de la obra colectiva Policías, vaqueros, burócratas y piratas del 2009.

Poe (2007)
Luego de que me dijeran como chiste que las obras que yo escribía eran fantasías góticas, me dieron ganas de darle toda la razón y lanzarme a la aventura de adaptar varios cuentos y poemas del puto rey de lo gótico, Edgar Allan Poe. Con esto en mente, invité a J. y a Y. a trabajar intensivamente por tres semanas en la ciudad de Nueva York. La tarea era empezar una pieza partiendo de cero, pensando en los textos y en la decadente vida de Poe. Solamente logramos tener tres ensayos en los que se generaron unas imágenes de un hombre solitario escribiendo a la luz de las velas, una secuencia de movimiento fantasmagórica y una escena ritual en la cual se bebía absenta. Se jangueó más de lo que se trabajó. Al regresar a Puerto Rico, el proyecto se aguó y las ganas de oscuridad se fueron.

Ducha (2008)
En uno de esos estados de excitación que se producen luego de un viaje, surgió la idea de un corto de danza. El concepto era muy simple. La cámara trepada en un dolly, recorrería lentamente una fila de personas muy dispares pero llamativas. Los rostros, las extremidades e indumentarias, serían reveladas con atención al detalle. La cámara se adelantaría en la fila hasta entrar en un baño y finalmente llegar a la ducha donde una persona estaría bailando bajo el agua con todo y ropa. Establecida esta micro narrativa, se pasaría a una segunda parte donde veríamos segmentos de cada uno de los bailes de los miembros de la fila, quienes retozarían en las aguas. Esta visión simplona estaba acompañada por una filosofía de hacer una serie de cortos que mostrarían estados de satisfacción y placer.

Pina Bausch (2009)
Y. creó una pieza de danza en homenaje a Pina Bausch. La pequeña secuencia mostraba a una mujer que sacudía su cabellera larga como una loca en un asilo. Se tiraba al piso, se ponía de pie, daba giros en su axis. Se repetía una y otra vez como un loop histérico. Esta pieza acompañaba a la de una pareja que se abraza pasionalmente para luego dejar caer al otro sin piedad. A pesar de la caída, la pasión regresa y se agarran de nuevo. La danza mostraba las clásicas dinámicas de poder en la escritura escénica de Bausch. Las dos piezas de danza se iban a filmar en unos bunkers vacíos en la isla de Vieques. La falta de una buena cámara hizo que el proyecto quedara en el olvido. El cineasta alemán, Wim Wenders, realizó dos años después (2011) su homenaje a la coreógrafa utilizando el 3D y localizando las piezas en espacios naturales y urbanos. Qué bueno que no tuve que levantar comparación alguna con él.

Los perros (2009)
Obra de teatro escrita a cuatro manos con S. Trataría acerca de una pareja en crisis. Ella, Janet, curadora en una galería; él, Arturo, contable. Trataría sobre los primeros traumas adultos. Trataría sobre una ciudad aglutinadora de muchas ciudades. Trataría sobre una mujer hastiada y pastillera. Sobre una familia en duelo luego que el padre muere. Sobre unos hermanos que desean a la misma mujer. Los motivos recurrentes del trabajo serían unos perros callejeros. Los canes aparecerían a manera de catalizador para resaltar o distorsionar los conflictos. Se habló de muchas escenas en carro, señalando a L.A. o al San Juan nuestro. Se dijo de tener una eterna batucada tocando como un latido incómodo. Yo me fui a vivir a Nueva York y dejamos de escribir.

El futuro está en el aire (2010)
Archibaldo, un hombre del futuro, vive con una androide protegido en un espacio encapsulado. Galatea, una proyección omnipresente, trae noticias de un exterior convulso. Archibaldo decide no salir más. Él recibe la visita de Isao, su mejor amigo, un poeta demente que quiere salir a las calles para escribir unas crónicas. En vez de salir, los personajes parlotean con frenesí. En medio de la conversación llega Kirin Ichiban, el hijo adolescente de Archibaldo, quien muy hormonal quiere buscar encuentros amorosos antes de que el mundo acabe. El primer acto de esta obra termina con un cohete que penetra la habitación encapsulada destruyendo todo a su paso. Todos los personajes humanos escapan. Garrick, la androide, es destruida. El segundo acto trataría de cómo los personajes recorren la revuelta encontrando todo tipo de personajes bizarros y momentos de supervivencia extrema. También un poco de amor. Esta obra de teatro desapareció el día que mi computadora Mac, crasheó.

Western 2 (2011)
Proyecto ambicioso de guión en el cual se relataría la historia cinematográfica de Thomas Alva Edison desde que inventa el Kinetoscopio, máquina precursora del cinematógrafo de los hermanos Lumière, hasta su caída como magnate de la industria. En 1908, Edison funda la Motion Picture Patents Company, una mafia que patentaba los aparatos para el cine y se aseguraba todo el beneficio económico para sí. Gracias a esta compañía, Edison logró consolidar un monopolio que lo convirtió en el gran capo de la industria hasta el año 1915, cuando lo encuentran culpable de violación de leyes anti-monopolio. Su pandilla, con base en la costa este de los Estados Unidos, se fue moviendo hacia el oeste, territorio sin ley, para salvaguardar las prácticas violentas del clan. La historia terminaría en 1918 cuando Edison se retira del cine. Se pensó como un western-histórico sobre el nacimiento de la industria en Norteamérica, utilizando por cierto, el único género del cine auténticamente gringo.

Western 3 (2012)
Llevar el western a la playa. Posibles elementos: un pueblo en ruinas; una mujer en peligro con dos hijos pequeños a cuesta; clanes sangrientos que quieren dominar el pueblo y perros realengos, infinidad de ellos. Sería un filme de explotación a lo Sam Peckinpah con tonos de psicodelia. El reto sería filmarlo todo en el atardecer, como si no hubiera otras horas del día y el cielo sangrara. Habría poco diálogo, paisajes anchos y sexo gráfico. Todo el mundo sería de color. El soundtrack sería una salsa alterada simulando la producción del dub en donde el bajo predomina con mucho eco y el resto de los instrumentos se escuchan en un segundo plano. La supervivencia playera del más apto.

En 2013 comencé este ejercicio de ordenar el armario creativo y revisar el camino artístico recorrido. Este catálogo sirve como un mapa de rutas no tomadas o de carreteras pedregosas que terminaron requiriendo un viraje en U. Quizás podría ser un inventario de mundos que requieren de medios económicos y técnicos a los cuales no tengo acceso todavía o que se cocinan a fuego muy lento.
Si el potencial lo permitía, en ciertos casos he amarrado cabos sueltos y sacado a pasear a los esqueletos. He podido anotar las tendencias y seguir la evolución de las obsesiones. Aspectos o personajes de estas propuestas ya han visto la luz en cuentos que estoy trabajando y en otros proyectos de escritura, sonido e imagen.

Nota: Este artículo fue publicado originalmente en 80grados.net

twitter: @rojorobles

jueves, 8 de agosto de 2013

Vitrales en The Cloisters

Al filo de Manhattan, en Inwood, se encuentra The Cloisters, el museo "claustro" dedicado al arte medieval. Los vitrales son alucinantes aunque los tapices de unicornios y las esculturas de metal dedicadas a animales mitológicos no se quedan atrás en esplendor. El edificio mantiene la arquitectura de los clautros medievales en piedra con estupenda iluminación natural, ventilación, jardines y un "feng shui" europeo envidiable. Excelente lugar para meditar. Aquí una selección de los vitrales.